Café Molar: cafetería, librería, vinilos y tarta en La Latina
2467
post-template-default,single,single-post,postid-2467,single-format-standard,desktop,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.4,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12.1,vc_responsive

Café Molar: merienda, libros y vinilos

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+



Al girar la esquina de la calle Ruda desde La Latina, una gran muela sobre fondo negro destaca entre tiendas al por mayor y nuevos negocios emergentes. Es el icono del Café Molar, un sitio especial entre el Rastro y La Latina. No sólo es cafetería, es librería, tienda de vinilos y espacio para actividades infantiles, conciertos o presentaciones de libros.

molar02

El Café Molar “mola mucho”, dicen en la Red, porque “es un sitio para estar en paz en La Latina”. Razón no les falta, sobre todo a aquellos que buscan un poco de tranquilidad en una zona tomada por los bares de copas y las cañas multitudinarias. Si lo que buscas es un sitio de tertulia o un desayuno calmado con wifi gratis, mejor el Molar.

Sus dueños, Ana, Antonio y Kika, montaron el sitio “en el que querían estar” y esto incluye sus aficiones. Junto a los humeantes cafés y la recomendada tarta de zanahoria, Molar cuenta con una tienda de vinilos y de libros, muy bien seleccionados para suplir la escasez de espacio. Entre los libros, mucho cómic  y ediciones “cuidadas, pequeñas y cosas de gente joven”, explica Antonio. En su mayoría son títulos de narrativa aunque hay álbumes ilustrados y textos sobre música y de músicos, complementando la otra pata, los discos. Sólo vinilos, “que es lo que va a sobrevivir al CD en la compra física”, de “sellos discográficos de Madrid, cosas bonitas que nos gusten”, detalla el dueño.

molar03

En este ambiente de paz, sin embargo, los niños no están mal vistos. Al contrario, cuentan con una caja de juguetes para entretener el rato mientras sus padres charlan y tienen bula para jugar tranquilamente en el espacio. En el amplio sótano, se organizan cuentacuentos y actividades infantiles como Tocamates, una manera divertida de enseñar matemáticas a los más pequeños.

Si alguna vez habéis buscado un sitio para una sobremesa tranquila tras unas cañas en La Latina o en el Rastro, este es un sitio como para tener apuntado. Y de paso, os lleváis un buen libro a casa.

Los datos: Café Molar. La Ruda, 19. 91 172 57 40.Horario: de lunes a viernes de 10 a 14h y de 16:30 a 22:30h. Los sábados y domingos no cierra a mediodía. Más información sobre Café Molar y sus actividades en su Tumbrl y su página de Facebook.

Y si quieres encontrar más sitios con encanto, no dejes de seguir nuestro Facebook y nuestro Twitter

molar01






Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+

Noemi

Si no llevo los ojos muy abiertos, me pierdo por Madrid. Y tanto si me fijo en el camino como si me pierdo, encuentro sitios preciosos para compartirlos con vosotros. Tengo una manía compulsiva: disfrutar de la buena comida. ¿Quieres descubrir Madrid con nosotros?

10 Comments
  • la madre novata

    14/05/2013 at 12:04 Responder

    por fin! un sitio que conozco jajajajaj

    • Noemi

      14/05/2013 at 14:27 Responder

      Es que es muy molongui con dibujitos y cómics. Te pega todo :p

  • vaninasblog

    14/05/2013 at 12:36 Responder

    Eres única, que ganas de tener mucho tiempo libre, y hacer una ruta con tus recomendaciones.
    Besitos

    • Noemi

      14/05/2013 at 14:27 Responder

      A ver si es verdad y de paso, la hacemos juntas 🙂
      Besos!!

  • emilia

    14/05/2013 at 14:24 Responder

    qué chulada, maja!!! los sitios modernos donde los canijos son bienvenidos son mi debilidad!!!

    • Noemi

      14/05/2013 at 14:26 Responder

      Ea, pues ya estás tardando!! Asómate y me cuentas 🙂

  • Almudena

    15/05/2013 at 15:39 Responder

    Me gusta mucjo, a ver si volvemos prontito.
    Besos

  • […] café tan chulo en Latina al que tantas ganas tenemos de volver, sobre todo después de leer el post que le dedicó Me gusta mi […]

  • Juan

    03/03/2015 at 17:43 Responder

    Antipáticos como ellos solos los del café Molar. Con la oferta que hay en Madrid no vuelvo en la vida a ese sitio.

    • Noemi

      08/03/2015 at 16:56 Responder

      No se caracterizan por su simpatía, no, qué le vamos a hacer

Post a Comment